NOCHEVIEJA: EL RITUAL DE BELLEZA PERFECTO


8 PASOS PARA TRIUNFAR

1.Dormir bien la noche anterior. Ya sabemos que para presumir de buena cara es imprescindible descansar bien. Porque si no lo hacemos, tendremos bolsas y ojeras y se notarán especialmente los signos de la edad. En Navidad tenemos una vida social intensa pero la noche previa a fin de año conviene recluirse. ¡Como si fuéramos una novia el día antes de la boda!

2.Exfoliar el rostro. Una piel limpia es el primer paso para estar radiantes, y nada mejor que hacerlo con un exfoliante que elimine cualquier rastro de suciedad y células muertas. Como la Crema Exfoliante Aterciopelada de Lierac, rica en bolitas de jojoba y extracto de flor de lino, que deja todas las pieles lisas y luminosas, incluso las más sensibles.

3.Aplicarse una mascarilla de efecto inmediato. Que, en cuestión de minutos, hidrate en profundidad, acabe con cualquier signo de cansancio y aporte un plus anti-edad. Todo eso lo consigue Hydragenist Mascarilla SOS Hidratante de Lierac gracias a su complejo Hydra O2 que actúa de forma instantánea.

4.Hidratar la piel. Es un gesto imprescindible antes de maquillarse y debe hacerse con un sérum y una crema hidratante que mejor se adapten a nuestro tipo de piel. Por ejemplo, Hydragenist Sérum Hidratante, hidratante ultraconcentrado, Hydragenist Gel-Crema Hidratante, perfecta papa pieles normales y mixtas, e Hydragenist Crema Hidratante, indicada para las secas o muy secas. ¡Y no olvidar que los labios también deben hidratarse! 

5.Utilizar corrector e iluminador. Para corregir las pequeñas imperfecciones de la piel (marcas, granitos, rojeces…) y aportar luz a las zonas con volumen, como pómulos, nariz y ojos. 

6. Maquillarse con calma. Nochevieja no es el día para hacerlo a contrarreloj. Así que aplicarse bien el fondo de maquillaje –preferiblemente con un pincel– y decidir qué queremos destacar. Conviene centrarse especialmente en los labios o en la mirada pero no en las dos cosas a la vez para no sobrecargar el look. Por ejemplo, si llevamos los ojos ahumados bastará con un gloss neutro en los labios.

7.El cuerpo también es importante. Sobre todo si llevas un vestido que deja el escote, los brazos o las piernas al descubierto. En este caso, exfoliar e hidratar la piel es fundamental. Y Divino Exfoliación Perfecta e Hydra Body Leche Sublime de Lierac forman un tándem perfecto. Incluso utilizar con unos días de antelación un autobronceador puede ser una buena idea.

8.Olvidarse de las preocupaciones y disfrutar. ¡Esto se reflejará en nuestro rostro más que cualquier otra cosa!